Una de las mayores fortalezas para Chile es su industria exportadora de alimentos, y particularmente, de la carne, sector donde el patrimonio sanitario significa un gran activo. En tiempos de incertidumbre e inestabilidad económica mundial producto del COVID-19, se torna imprescindible no bajar la guardia frente a la Peste Porcina Africana (PPA) que sigue expandiéndose en Europa y Asia, ya que su eventual ingreso a nuestro país podría impactar fuertemente a la industria porcina. Esta última, en un estrecho trabajo público-privado con el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) ha mantenido e implementado estrategias para controlar de forma eficaz el ingreso de esta enfermedad a Chile.

Apenas se abran las fronteras y se reanuden los vuelos internacionales, se retomará la campaña de comunicación en el aeropuerto de Santiago en las fechas de mayor flujo de pasajeros. Esta iniciativa que se implementó en 2019, consiste en la instalación de avisos difundidos a través de pantallas digitales, dispuestas en puntos estratégicos del aeropuerto y tiene por objetivo que los pasajeros puedan tomar conciencia de no ingresar productos de origen animal al país. El ingreso de carne o insumos contaminados tanto importados como a través de pasajeros es el mayor riesgo hoy en día. Además, en coordinación con las embajadas de Chile en países donde está presente la enfermedad, se están entregando dípticos informativos a las personas que solicitan visitar Chile y así evitar riesgos de contaminación.

En este mismo sentido y a través de un convenio de colaboración, el SAG recibió por parte de la Asociación de Exportadores de Carnes de Chile, ChileCarne, una inédita donación de diez nuevos canes que ya se están entrenando para fortalecer la Brigada Canina del Servicio, con el fin de evitar el ingreso al país de plagas y enfermedades como la PPA. Internacionalmente, esta es una de las medidas más efectivas para prevenir el ingreso de productos de origen animal.

Horacio Bórquez, Director Nacional del SAG, señaló que “hemos logrado en conjunto con ChileCarne prepararnos para el futuro. Chile depende de todos y esta donación no hace otra cosa que reforzar la importancia del trabajo colaborativo entre el sector público y el privado, pues gracias a este apoyo podremos seguir cuidando nuestras fronteras y evitar que ingresen plagas o enfermedades que no tenemos en Chile, a través de una herramienta no intrusiva que nos ha dado muy buenos resultados”.

Por su parte, Juan Carlos Domínguez, Presidente Ejecutivo de ChileCarne, indicó: “para nosotros es un privilegio poder aportar. El patrimonio sanitario de nuestro país no es del Estado ni del sector privado, es de todos los chilenos y entre todos tenemos que cuidarlo”.

Finalmente y como medida adicional para hacer frente a la PPA y evitar eficazmente su ingreso, el Departamento de Controles Fronterizos del SAG, en conjunto con el Aeropuerto de Santiago Arturo Merino Benítez y ChileCarne, instalarán pediluvios -alfombras sanitizadas- que son idénticos a los implementados en los Aeropuertos de Tokio y Japón, y por los cuales tendrán que transitar todos los pasajeros y tripulaciones (ya que ocupa todo el ancho del pasillo). Cuenta con un desinfectante que es un viricida de uso habitual en la industria ganadera mundial, no es nocivo y está fabricado para su manipulación.

Una vez instalados los pediluvios y pendones informativos, personal de ChileCarne estará presente para resolver dudas e inquietudes de los pasajeros. Al respecto, Domínguez señala: Esta es una de las iniciativas que surgió a raíz de los brotes de Peste Porcina Africana en el mundo. La mesa de trabajo conformada entre el Servicio Agrícola y Ganadero y la industria porcina identificó los mayores factores de riesgo de ingreso de la PPA a nuestro país, y en esa línea estamos trabajando”.

Situación actual PPA en el mundo (esto era de marzo-abril! No se si hay algo más actualizado)

Un total de 11.247 animales fueron notificados como pérdidas (34.556 pérdidas notificadas en el Informe N ° 42). Asia notificó 11.082 pérdidas, todas ellas de Filipinas, en Europa, Rumania notificó 104 pérdidas de animales. En África, Namibia reportó 53 pérdidas, mientras que Sudáfrica notificó 8.

 

Países / Territorios con brotes nuevos o en curso en el período actual: 23 Países / Territorios notificaron brotes nuevos o en curso a través de notificaciones inmediatas e informes de seguimiento, 11 en Europa (Bulgaria, Grecia, Hungría, Letonia, Moldavia, Polonia, Rumania, Rusia , Serbia, Eslovaquia y Ucrania); 9 en Asia (China (República Popular de), Indonesia, Corea (República Popular Democrática de), Corea (República de), Laos, Papua Nueva Guinea, Filipinas, Timor-Leste y Vietnam) y 3 en África (Côte d’Ivoire , Namibia y Sudáfrica).

Asia

Myanmar presentó un informe final para notificar la resolución del evento ASF en el país. Se informaron nuevos brotes en el patio trasero (58) en Filipinas. Además, Corea (República de) informó nuevos brotes que afectan al jabalí (32 brotes).

Europa

Se notificó un total de 330 brotes: 19 en cerdos de cría (Rumania) y 310 en jabalíes (en Hungría, Letonia, Moldavia, Rumania y Rusia). Asimismo, se identificó un nuevo brote en Ucrania. En esta región, continúa un programa de vigilancia dirigido. A menudo, un solo caso en jabalí se notifica como un brote único, y generalmente se notifica como resuelto de inmediato. De los brotes reportados dentro de este período, 27 permanecen en curso en jabalíes y 27 en el patio trasero y cerdos de granja.

África

Namibia envió una Notificación Inmediata para informar 19 brotes en cerdos de traspatio y 1 brote en cerdos de cultivo. Sudáfrica notificó un nuevo brote en cerdos de traspatio.